Los guanches regresaron ayer, 9 de noviembre, al Sitio Histórico de Chinguaro, con motivo de la ‘II Peregrinación Lustral de la Virgen de El Socorro’. Ellos fueron los encargados de recibir a la imagen, que llegó al lugar a las 7 de la tarde, tras partir junto a sus peregrinos desde el Caserío de El Socorro, donde permaneció dos días.

El barranco de Chinguaro fue el escenario donde se recreó el traslado de esta imagen desde la playa de Chimisay, tal y como narró Fray Alonso de Espinosa. Los guanches recrearon el ambiente que se vivía en el momento de la aparición de esta virgen, así como la visita del resto de los menceyes de la isla y de Antón Guanche, quien les desveló la identidad de la imagen.

Concluido el acto la Virgen de El Socorro fue trasladada a la cueva-ermita, donde permanecerá hasta hoy por la tarde, ya que abandonará el recinto para dirigirse a la parroquia de Santo Domingo, pero haciendo una parada antes en el Cementerio municipal, donde el obispo de Tenerife, Bernardo Álvarez, oficiará una misa por los difuntos.